martes, 24 de abril de 2012

Cabrachos de colores y C&R


Hoy toca rendir homenaje al Cabracho (Scorpaena scrofa), uno de los peces más bonitos y más venenosos del Mediterráneo. Es también el más grande de los escorpénidos de nuestras costas, ya que puede llegar a los 50 cm de longitud y los 3 kg de peso, aunque tiempo atrás, se habían capturado con relativa frecuencia ejemplares de más de 60 cm y más de 5 kg por parte de los profesionales. Actualmente es realmente difícil encontrar un ejemplar de más de 1 kg y 30 cm, debido a la tremenda presión que ha recibido por parte de la caza submarina, la pesca artesanal (el trasmallo, el palangre) y en menor medida, pero no menos importante, la pesca con caña.

Se puede capturar con casi cualquier señuelo, aunque los más efectivos son sin duda los vinilos de colores claros y buen tamaño, a los que prácticamente nunca dicen ''no''.

Se trata de una espécie muy longeva y asociada al fondo, entre los 0 - 200 m y que depende de su camuflaje para evitar ser visto por sus presas y de su veneno para evitar ser engullido por sus depredadores, que en un mar vírgen serían grandes Meros, Chernas y tiburones bentónicos.Una de las cosas que la mayoría de gente ignora, es que cuanto más grandes són, más potente es su veneno!

Es súmamente variable en lo que a coloración se refiere. En la foto de la izquierda un ejemplar de unos 500 gramos pescado en una escollera repleta de las algas Coralináceas (Corallina elongata i Jania rubens básicamente). Se aprecia la espectacular manera en que  ha asimilado la coloración rosada de estas bonitas algas calcificadas, salpicada de manchas marrones que igualmente se asemejan a las algas marrones que suelen vivir en medio de las Corallina.

A menudo, los ejemplares son más rojos y con menos girones de piel  cuanta más elevada es la profundidad en la que viven. En la foto siguiente un bonito ejemplar que atacó un Jurela's jig de 42 gramos a unos 35 metros de profundidad.



Se distingue del resto de escorpénidos (Escórpora, Rascacio, Poyo etc...) por presentar girones de piel en la mandíbula inferior, a modo de ''barbas'' y por tener un apéndice en forma de pala sobre los ojos. Ambas características se aprecian muy bien en la siguiente foto, de un típico ejemplar adulto de más de 1 kg de peso engañado hace un par de años con un spinnerbait plomado y devuelto al mar en perfectas condiciones.


Por desgracia, a casi nadie se le ocurre devolver un ejemplar así, pues su carne tiene muy buena reputación y un precio altísimo casi prohibitivo en mercado. Pero hemos de pensar que se trata de peces de crecimiento  y reproducción muy lentos, que tardan años en llegar a la madurez sexual. 

Como siempre, los grandes ejemplares son de importancia capital en especies de crecimiento lento y de baja tasa de reproducción y su pérdida puede traer efectos a largo plazo en sus poblaciones, que pueden no recuperarse durante muchísimos años o quizás nunca.


Se muy bien que ''ni Cristo'' me va a hacer caso, pero es mi deber intentarlo. Esta es una de esas especies poco móviles y muy fieles a sus  territorios que el pescador de costa puede diezmar sin mucho esfuerzo, debido a la tremenda voracidad de estos peces. Todos los que han hecho submarinismo  en reservas, pecíos y demás, conocen alguno de estos grandes Cabrachos, que siempre están en el mismo sitio (Algunos de ellos incluso tienen nombres!) Así que con ellos más que con ninguno otro pez, defendamos el Captura y Suelta. Perderemos una buena cena quizá, pero disfrutaremos de su presencia durante muchos años. Acaso no vale la pena?

20 comentarios:

  1. Un animal bellísimo, sin duda, y gran repudiado por muchos pescadores, que prefieren cortar hilo y tirarlo sin pudor en tierra para evitar desgracias en la manipulación. Un pena..

    Miguel Ángel. la forma correcta de sujetarlo sería por la boca, no?entiendo que no tendrá dientes peligrosos y no sufrirá daños por este menester.

    Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. HOla Juanto,

      Pues lo mejor es siempre usar un grip y cogerlo por la boca lo más vertical posible como en una de las fotos se puede ver. Yo de momento no me he pinchado nunca con un Cabracho, sí con un Rascacio (o Escorpa como lo llaman muchos pescadores, Scorpaena porcus), aunque este es bastante menos venenoso y su picada es bastante inofensiva.

      Eliminar
  2. La primera vez que capture uno, tenia 7 anos, lo cogi con la mano y me pinche con las espinas; dolor intenso, taquicardia e hinchazón... Curioso era que ya por aquellos dias mi hobby era mantener con vida todos los peces que capturaba a boya en alguna charca intermareal de las rocas donde pescaba.... y como casi siempre eran pezqueñines roqueros, escorporas, cabrachos, serranidos cuando terminaba los ponia en libertad.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Rascacio o una Escórpora antes que un Cabracho. Estos viven a menudo a mucha profundidad como para ser pescados a boya ;)

      Eliminar
  3. Es un bicho precioso y desde luego se merece unas buenas fotos, como las que has hecho y de volver al agua. Bonito artículo Miguel Ángel

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Nicola!

      Como gran fotógrafo que eres, seguro que estás deacuerdo conmigo en que la mejor manera que tenemos de cautivar a la gente y infundirle respeto por un animal, es enseñándole buenas imágenes!

      un Saludo

      Eliminar
    2. Sisseñó, una bonita imágen vale mil palabras :-)

      Eliminar
  4. Muy buen articulo y muy completo enhorabuena!!!!
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Raul! Seguiremos en la línea.

      un saludo

      Eliminar
  5. El 99% dels blocs parlen dels pescadors. El del Miguel Ángel, parla dels peixos.

    Aquí sí que ens expliquen coses!!

    ResponderEliminar
  6. Yo diria que en algún blog te quieren hacer comprar un señuelo, te ponen un par de fotos de peces cogidos con x señuelo y te dicen que es la bomba, y es que hay que ser agradecido, si te regalan cuatro señuelos y una gorra no vas ha hacer el feo de no darles publicidad.

    (hay si este hombre le hubiera dado por hacer eso...)

    Ha, quien dice blog tambien foro, facebook y to eso, son modas. Por suerte hay gente seria que no cae en esas tentaciones e intenta hacer ver la pesca de una forma diferente a todo lo que habiamos visto hasta ahora.

    Sobre el articulo, una maravilla, la verdad que me gustan todos los que he leido de este blog, desde el primero al ultimo.

    Salud y saludos.

    ResponderEliminar
  7. Gracias por compartir toda tu sabiduría y experiencia con nosotros.

    ResponderEliminar
  8. Muchas Gracias a todos amigos!

    Me animáis cada día a seguir ''currándomelo'' en el blog para ofrecer buenos contenidos y opiniones diferentes en este mundillo que tan bien conocéis. Me alegra todavía más el ver como gente cercana a mi está siendo sensibilizada a través de este blog y está cambiando de hábitos. No hay mayor triunfo que ese, ni por supuesto, señuelos o gorras que lo valgan.

    un saludo y Gracias nuevamente por apoyarme.

    Miguel Angel

    ResponderEliminar
  9. Buenas Miguel Angel...acabo de descubrir tu blog y ciertamente me encanta..enhorabuena por el trabajo..y sigue así..aquí tienes un fiel seguidor más..Saludos y encantado de haberte conocido..

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Yago!

      El placer es mío. Espero tenerte por aquí mucho tiempo.

      un saludo

      Miguel Angel

      Eliminar
  10. Es un bicho muy fotogénico y además se deja, con estos equipos tan finos tienen su cosilla en los primeros segundos de brega llegando a meterse en cualquier grieta como si de un Merito se tratara, por aquí se les suele tirar al agua mayormente, pero también los hay que sin el más mínimo pudor los sacrifica y los tira lo más lejos posible de ellos sobre la roca desnuda y calentita :(

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, siempre hay desaprensivos que no tienen respeto por la vida. Aquí más que tirarlos lejos, la gente los guarda, pues su carne es muy preciada...

      Eliminar
  11. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  12. Miguel angel, una preguntica, ¿Cuando son pequeños (palmeros o poco más) tienen tambien esos girones de piel en la mandíbula inferior y ya desarrollados los apéndices en forma de pala sobre los ojos?, me refiero si son tan apreciables a la vista.

    Gracias men.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Carlos, pues sí, un bicho de estos de palmo ya es suficientemente grandecitos como para tener aspecto adulto así que se deberían de poder ver siempre. Eso sí, los girones de piel y las palitas de los ojos se ven bien con el bicho debajo de agua...en un charco por ejemplo, porque en seco, los girones quedan pegados al cuerpo y no se aprecian.

      Una curiosidad del Cabracho es que los juveniles son blancos y marrón oscuro..tienen un aspecto Cadavérico muy muy particular y que no se asemeja nada a su aspecto adulto.


      Un saludo!

      Eliminar